Publicado: 11 de Marzo de 2014

En una entrevista realmente remarcable publicada en la revista Science del pasado 24 de Diciembre, el Profesor Luc Montagnier, virólogo francés co-descubridor del virus VIH y a quien le fue concedido el Premio Nóbel en 2008, describe su última investigación, que tiene unas implicaciones significativas para la homeopatía.

Montagnier, que también es fundador y presidente de la “World Foundation for AIDS Research and Prevention”, hace la siguiente declaración sobre la homeopatía y las dosis homeopáticas:“No puedo afirmar que la homeopatía sea correcta en todos los casos. Lo que puedo decir es que las altas diluciones son ciertas. Las altas diluciones de algo siguen siendo algo. Hay estructuras en el agua que mimetizan las moléculas originales.”

En un estudio publicado en 2009, Montagnier demostraba que unas secuencias de ADN bacteriano son capaces de inducir ondas electromagnéticas, incluso a altas diluciones acuosas hasta la 10^18. Este estudio ha sido una contribución importante a la creciente evidencia basada en investigación fundamental con una relevancia directa para la homeopatía.

Montagnier dirigirá un nuevo instituto de investigación en la Universidad Jiaotong en Shanghai y planea estudiar el fenómeno de las ondas electromagnéticas que produce el ADN en el agua. Su equipo de investigación estudiará tanto las bases teóricas como las posibles aplicaciones en medicina.  

En la entrevista Montagnier dice que no puede seguir con esta investigación en Francia por falta de financiación. Debido a la legislación francesa de jubilación, ya no puede trabajar en instituciones públicas. Pero hay otra razón. Cuando solicitó financiación de otras fuentes, fue rechazado. Montagnier argumenta que hay una especie de miedo sobre este tema en Europa.

En este mismo contexto se refirió  al Dr. Jacques Benveniste, un médico/científico francés que realizó investigaciones sobre las dosis homeopáticas. Montagnier lo ve como un “Galileo moderno.”“Benveniste fue rechazado por todo el mundo, porque había ido demasiado lejos. Lo perdió todo, su laboratorio, su dinero…Pienso que estaba casi totalmente en lo cierto, pero el problema fue que sus resultados no eran 100% reproducibles.”“Me han explicado que algunas personas han reproducido los resultados de Benveniste pero temen publicarlos a causa del terror intelectual de aquellos que no lo entienden.” A Montagnier no le preocupa que sus colegas piensen que se ha dejado arrastrar por la pseudociencia. Replica categóricamente: “No, porque no es pseudociencia. No es curanderismo. Son fenómenos reales que merecen más estudio.”

 La entrevista completa está disponible en el sitio web de Science